Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$79,75 / $85,75

Caleidoscopio
Caleidoscopio
Distopía o realidad: ¿puede colapsar internet?
Distopía o realidad: ¿puede colapsar internet?

Pescados en la red

Un mal día, que roguemos jamás amanezca, al levantarnos veremos que el mundo se paró: la televisión no funciona, la radio tampoco, el teléfono no comunica con nadie, no venden nafta las estaciones de servicio: ¿Qué pasó? Colapsó internet, que en pocos años ha crecido como para que el funcionamiento de muchas cosas en nuestra compleja civilización dependa de ella.

El filósofo estadounidense Daniel Dennet expuso la perspectiva en una charla reciente en España: “Internet se vendrá abajo tarde o temprano y cuando lo haga viviremos oleadas de pánico. Nuestra única posibilidad es sobrevivir a las primeras 48 horas".

Dennet, teórico del conocimiento científico, recordó que en todas las épocas la humanidad ha construido tecnologías de las que dependió su subsistencia, empezando por el cultivo de cereales hace 10 milenios.

Pero internet nos ha hecho tan dependientes que pereceríamos si no conseguimos mantenernos en pie en las primeras 48 horas posteriores a su colapso. Para eso sería necesario construir botes salvavidas, como llamó al tejido social de organizaciones de todo tipo y pelaje que internet aniquiló hace muy poco, cuando llegó.

“Algunas tecnologías nos han hecho dependientes, Internet es el máximo ejemplo: todo depende de la red. ¿Qué pasaría si se viniera abajo? En Estados Unidos todo se iría a pique en cuestión de horas.

Dannet se anticipa a las acusaciones de alarmista o incluso de catastrofista que pueden recaer sobre él, pero insiste en que es cuestión de tiempo para que la red caiga. "Lo único que digo es que deberíamos prepararnos: antes solía haber clubes sociales, congregaciones, iglesias, etcétera. Todo eso ha desaparecido o va a desaparecer. Si tuviéramos otra red humana a punto... Si supieras que puedes confiar en alguien, en tu vecino, en tu grupo de amigos, porque habéis previsto la situación, ¿no estarías más tranquilo?”

Dannet se apresura a admitir que la red es "maravillosa" pero advierte que nunca hemos sido tan dependientes de algo. "Es bastante irónico que lo que nos ha traído hasta aquí nos pueda llevar de vuelta a la edad de piedra”.

La sanidad, la educación y la industria serían afectadas de inmediato por un apagón breve de internet, que podría ser causado por el corte de cables subterráneos o por erupciones solares, entre otras cosas.

Desde el neolítico, la cultura evolucionó; pero la velocidad de la evolución cambió con la llegada de la tecnología hasta un punto impredecible. Gracias a Internet, nadie compra música ahora ni libros, nadie va al cine. El rol de la cultura ha cambiado completamente, lo mismo que la religión, todo gracias a la nueva tecnología.

Para Dannet esta perspectiva tiene solución "Los humanos somos increíbles previniendo catástrofes. Lo que pasa es que nadie recibe una medalla por algo que no ha pasado. Los héroes son siempre los que actúan a posteriori, pero no tengo ninguna duda de que la humanidad sabrá prepararse para lo que está por llegar. Hay un 20% de posibilidades de que esté equivocado, también podemos agarrarnos a eso”.

Un filósofo francés especulaba que, a mayores logros técnicos, más gente involucrada y mayores desastres en potencia. Por ejemplo, los aviones hace un siglo eran frágiles, pero un accidente provocaba sólo la muerte del piloto. Actualmente, hay previstos aviones que transporten 1000 personas, que morirán en caso de accidente.

En un fallo de la red, el transporte seguiría funcionando, pero al cabo de unos pocos días perdería confiabilidad y enfrentaría problemas de logística. El dinero que mueve el capital financiero en el mundo viaje por internet, que ha venido de maravillas para favorecer la especulación hasta límites difíciles de imaginar.

El súbito aumento del uso de la red debido a la cuarentena dispuesta por los Estados como dique contra el coronavirus puso a algunos sitios de la red en peligro de colapso y abrió paso a la reflexión sobre el tema. Un colapso de la red sería devastador para los negocios basados en ella. El comercio electrónico genera el 35 por ciento de las remesas de la industria manufacturera.

El colapso implicaría la recesión instantánea de muchas industrias, sobre todo en los países más desarrollados. Pero por detrás viene la crisis política, solidaria con el derrumbe económico que sería su primer paso.
De la Redacción de AIM.

colapso internet red caida

Dejá tu comentario sobre esta nota

Artículos Relacionados

Teclas de acceso