Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$868,0 / $908,0

Provinciales
Provinciales

Cooperativa entrerriana decidió sostener el abastecimiento de los combustibles para garantizar la producción de los asociados

El Consejo de Administración de la Cooperativa Agrícola Ganadera y de Servicios Públicos Aranguren (Coopar) resolvió garantizar el abastecimiento de combustible e insumos para los asociados, afirmó a AIM el Gerente de Administración y Finanzas de la institución, Santiago Torres.

Los combustibles son la fuente de energía por excelencia de la actividad agropecuaria, ya que es el insumo que se encuentra en cada uno de los eslabones del proceso productivo (laboreo, siembra, cosecha, logística y el movimiento en sí del propio productor). Así, el desabastecimiento genera retrasos que implican reducción de rindes y, consecuentemente, pérdidas económicas.

En Argentina el contexto internacional y la falta de proyección del gobierno hicieron que la problemática del desabastecimiento de los combustibles se agrave más aún en los momentos de mayor consumo por las actividades de cosecha de los cultivos de verano y la siembra de los cultivos de invierno.

Al respecto, Torres explicó que el desabastecimiento “surgió a fines de febrero (a días del inicio del conflicto bélico entre Rusia y Ucrania), por lo que los precios internacionales del petróleo experimentaron una fuerte suba. En ese momento, se estaba en plena cosecha de maíz de primera, comenzando con la cosecha de soja y si bien los productores tienen algo de acopio las reservas son limitadas por lo que solo tienen para un par de días de trabajo, por lo que muchos tuvieron que suspender o retrasar la cosecha por la falta de combustible para sus máquinas y, luego, porque el transporte que hacía el servicio de logística no tenía combustible para ir al acopio o llevar la producción a los puertos, lo que generó atrasos”.

Luego, hace un mes, se inició la siembra de trigo y colza, “donde se juntaron la cosecha como la siembra (el mayor momento de consumo de combustible) y los productores trataron de conseguirlo para hacer sus labores en el tiempo debido, porque para la siembra corre mucho el factor climático y “todo hay que hacerlo en tiempo y forma, porque en caso contrario se deja de ser eficiente y se pierden rendimientos en los cultivos”.

Pero al desabastecimiento se sumó el aumento de precios: “La suba hizo que se eleven los costos, porque se utiliza en todas las labores y todo lo que contratan. Quienes tienen sus máquinas tuvieron un aumento del costo y quienes contratan servicios tuvieron subas en las tarifas. También, indirectamente, el aumento impactó sobre los insumos agropecuarios, ya que todo llega por transporte”.

Coopar y una fuerte definición política para preservar la producción
En la cinco estaciones con las que cuenta Coopar “siempre hubo productos, pero, obviamente, en algunos momentos críticos hubo que fraccionarlos (poniendo limitación a los despachos no más de 1.000 litros para asociados y no más de 150 para transporte)”, explicó el contador, quien contó que “se hicieron acuerdos con proveedores para preservar el abastecimiento local”.

Al respecto, subrayó que “la decisión fue siempre contar con los productos para que los asociados puedan llevar a cabo todas sus actividades agropecuarias sin que corra riesgo la producción”, e indicó que “como los precios de combustible son elevados, Coopar resolvió tener un margen cero de ganancia, por lo que solamente se buscó cubrir los costos”.

Un escenario complejo pero una fuerte impronta en defensa de la producción
“Tenemos la esperanza que la problemática se solucione en lo inmediato”, dijo el gerente, quien aclaró que eso depende de una solución de política gubernamental: “Las petroleras precisan que se actualicen los precios en el país -sabiendo que los combustibles provienen del petróleo (commodities que tiene precios internacionales y reconociendo que Argentina tiene baja producción y el consumo interno se abastece de la importación)- porque los combustibles se compran en base a los precios mercado internacional y si el gobierno no autoriza incrementos habrá menos oferta y no se cubrirá la demanda, por lo que el desabastecimiento seguirá”.

Ante ese escenario el Consejo de Administración de Coopar “tomó una posición clara que es contar con el combustible necesario para que los asociados cuenten con este insumo básico para que desarrollen sus actividades productivas en tiempo y forma”, subrayó Torres, quien precisó que esa posición es para que los productores puedan cumplir con los plazos y no tengan pérdidas por las contingencias que se pueden generar por el desabastecimiento.

coopar gasoil Combustible

Artículos Relacionados

Teclas de acceso