Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$165,7 / $173,7

Salud y Bienestar
Salud y Bienestar

Cambio climático: Cómo afrontar las altas temperaturas y hacer frente a las repercusiones en la salud

El verano es una estación esperada por muchos, y no tanto por otros. Su llegada implica en muchos casos, días más largos, actividades al aire libre, sol, agua, recreación, sin embargo, en los últimos años se ha añadido un factor muy importante a tener en cuenta en esta época ya que puede atentar contra la salud, el cambio climático. Por las doctoras Estefanía Peltzer y Melina Ferri, Especialistas en Medicina General y Familiar.

Cada año se liberan en la atmósfera millones de toneladas de CO2 como resultado de la producción de carbón, petróleo y gas. La actividad humana está produciendo emisiones de gases de efecto invernadero a niveles récord históricos, sin vistas de desaceleración.

Como consecuencia, según un informe de la Organización Meteorológica Mundial (OMM), se está al menos un grado centígrado por encima de los niveles preindustriales, lo que implica consecuencias muy graves para el planeta tierra. Los polos planetarios y glaciares se están derritiendo aceleradamente, lo que implica un aumento de los niveles del mar.

A su vez el calentamiento global pone en riesgo alimentario e hídrico al mundo entero, limitando la disponibilidad y calidad de alimentos y del agua.

Ningún continente está a salvo de las devastadoras consecuencias del cambio climático, olas de calor, sequias e inundaciones, peligrosas tormentas, tifones y huracanes, entre otros.

Sin embardo, se podría decir que se está a tiempo de revertir esta situación si se toman medidas gubernamentales e individuales que impliquen el uso de energías renovables, protección de ecosistemas y reducción de la huella de carbono.

Mientras tanto, es imprescindible prestar atención a cómo afrontar las elevadas temperaturas y hacer frente a sus potenciales repercusiones en la salud.

Se demostró que existe relación entre el cambio climático y la salud humana que se ve afectada por:
· Olas de calor
· Mayor riesgo de enfermedades transmitidas por los alimentos y el agua (por ejemplo, el Dengue favorecido por las altas temperaturas, la humedad y las precipitaciones y el Chagas por las altas temperaturas y las sequias)
· Contaminantes atmosféricos que favorecen las enfermedades respiratorias como alergias, asma, rinitis y cuadros bronquiales

Cabe destacar que el golpe de calor es un trastorno ocasionado por el exceso de calor en el cuerpo, generalmente como consecuencia de la exposición prolongada a altas temperaturas o del esfuerzo físico en altas temperaturas, ambientes húmedos, mal ventilados y acompañado de una hidratación inadecuada.

Ahora bien, ¿cuáles son los eventos en la salud asociados a las altas temperaturas?
· Deshidratación
· Neoplasias dermatológicas
· Infecciones
· Alergias
· Enfermedades cardiovasculares y respiratorias

El golpe de calor requiere tratamiento de urgencia, ya que si no se trata adecuadamente puede dañar rápidamente el cerebro, el corazón, los riñones y los músculos.

Las altas temperaturas son un factor de riesgo en personas con enfermedades cardiovasculares y cerebro vasculares, porque desencadena en el organismo una serie de mecanismos para liberar calor y, principalmente, lo hace a través de la vasodilatación y la sudoración. Esto genera una redistribución del flujo sanguíneo hacia la piel aumentando el gasto cardíaco (aumenta la frecuencia cardíaca y la fuerza de contracción del corazón) para compensar estas alteraciones, lo cual, en un corazón con patologías previas, al estar sometido a mayor estrés puede desencadenar eventos cardiovasculares como IAM, isquemia cardíaco paro cardíaco. En ese sentido, a largo plazo, se observa un aumento del colesterol lo que aumenta el riesgo de enfermedad coronaria y accidente cerebro vascular (ACV).

Por lo tanto, hay una fuerte asociación entre hospitalizaciones y muerte por enfermedad cardiovascular y temperaturas extremas. Estos fenómenos son más frecuentes en adultos y mujeres.

En ese sentido, cuando se está sometido a altas temperaturas, se prestar especial atención a la aparición de síntomas como calambres (por pérdida de sales), fatiga, debilidad, náuseas, mareos, cefalea, confusión y hasta la pérdida de conciencia.

Ante la aparición de estos síntomas, hay que hidratarse bien, resguardarse del sol, ubicarse en un ambiente fresco y con ropa liviana.

Entonces, ¿cómo se deben prevenir los efectos que tienen las altas temperaturas en la salud?

En primera instancia la alimentación saludable es uno de los pilares más importantes para mitigar sus consecuencias en la salud, debiéndose optar por alimentos e infusiones frescas, que van a permitir regular la temperatura corporal y refrescarse. Se deben evitar comidas abundantes y calientes, que pueden influir en la regulación de la temperatura corporal. Existen muchas opciones saludables en verano, con una amplia variedad de frutas y verduras frescas de estación.

El segundo punto, muy importante, por cierto, es la hidratación. Teniendo en cuenta que más del 70 por ciento de las células está constituido por agua, es muy importante hidratarse adecuadamente, ingerir no menos de dos litros de agua diarios, en forma de bebidas frías. Pero atención a esto, se deben escoger aguas saborizadas caseras, o bien, solo agua. De esta forma se podrá evitar la ingestión de colorantes, saborizantes artificiales y muchos otros químicos que componen gaseosas y otras bebidas comerciales.

Se debe prestar especial importancia a la hidratación en los extremos de la vida, niños y ancianos, debido a que en los niños el centro termorregulador del cerebro es inmaduro, y en los ancianos se encuentra deteriorado. Es por esto por lo que se debe ofrecerles líquidos constantemente, aun en la ausencia de sed, para evitar la deshidratación, que es muy frecuente en estas edades.

Otro punto importante es la actividad física, es importante sostener la intensidad y frecuencia de esta, pero tomando los recaudos necesarios. Se debe evitar la actividad física en horarios centrales del día, donde las temperaturas son demasiado elevadas, para evitar la deshidratación y los golpes de calor. Es fundamental la hidratación tanto antes, durante y después de la actividad física, aun en ausencia de sensación de sed.

Respecto al sol, debemos mencionar su importancia, la luz solar es fundamental para la síntesis de Vitamina D, quien cumple funciones en el sistema inmunológico óseo y neurológico, integridad de la barrera intestinal, sistema cardiovascular, entro otros muchos más. Para favorecer la síntesis de esta solo basta con 15-30 minutos de exposición solar, evitando exposiciones prolongadas que puedan generar daño a nivel celular, principalmente antes de las 10 y luego de las 16. Para poder sintetizarla no deben colocarse factores de protección solar, para obtener contacto con los rayos UV, que son quienes estimulan su producción.

En el caso de exponerse al sol en horarios de alta radiación UV (de 10 a 16), será fundamental el uso de protección solar, tanto en forma de cremas, lociones, y nunca olvidar protegerse con ropa clara, holgada, un gran sombrero, y lentes de sol.

Si se está con una persona y se sospecha que tiene un golpe de calor, mientras se llama al servicio de emergencia debemos, se debe colocarla a la sombra, quitarle la ropa. Si esta consiente, colocarle algo debajo de la cabeza para sobre elevarla y ofrecerle abundante agua, refrescarlo con agua o hielo en cara y axilas principalmente, pero no meterlo en la bañera. Si está inconsciente colocarlo de costado con las personas flexionadas. Cabe aclarar que nunca se le debe dar líquidos a una persona inconsciente.

Nota de la Redacción: Artículo publicado en el Material Educativo de Icarus Centro de Salud & Longevidad, para pacientes del Pios-Pec y Pios-Pec PER, correspondiente a noviembre de 2022, cedido para la publicación en AIM.

Cambio climático y salud incidencia altas temperaturas calor

Dejá tu comentario sobre esta nota

Artículos Relacionados

Teclas de acceso