Saltar menúes de navegación e información institucional Teclas de acceso rápido

El clima hoy en:

-

- -

El dólar hoy: (BCRA)

$821,0 / $861,0

Salud y Bienestar
Salud y Bienestar

Tips para dormir más y mejor

Muchos factores pueden interferir con una buena noche de sueño y no es de extrañar que a veces sea difícil conseguir un sueño de calidad.

Y es posible que no pueda controlar los factores que interfieren con su sueño; sobre todo si se trata de preocupaciones laborales o familiares, pero puedes adoptar hábitos que fomenten un mejor sueño, como estos sencillos consejos que te comparto a continuación:

1. Establece un horario fijo para dormir
No duermas más de ocho horas, la cantidad recomendada de sueño para un adulto saludable es de al menos siete horas para descansar bien por la noche.

Acuéstate y levántate a la misma hora todos los días, incluidos los fines de semana, ser constante fortalece el ciclo de sueño y vigilia de tu cuerpo.

Si no te duermes 20 minutos después de quedarte dormida, sal del dormitorio y haz algo relajante como leer o escuchar música suave para luego volver a la cama cuando estés cansada.

Repita según sea necesario, pero sigue respetando sus horas de sueño y vigilia.

2. Cuida lo que comes y bebes
No te vayas a la cama con hambre o llena pero en particular, evita las comidas unas horas antes de acostarse.

La nicotina, la cafeína y el alcohol también merecen precaución.

Los efectos estimulantes de la nicotina y la cafeína desaparecen en unas pocas horas y pueden interrumpir el sueño.

Y si bien el alcohol puede adormecerte al principio, puede interrumpir su sueño más tarde.

3. Reduce la exposición a la luz azul por la noche
Lo peor en este sentido es la luz azul, que emiten en grandes cantidades los dispositivos electrónicos como smartphones y ordenadores; unas horas antes de dormir es recomendable no exponerte a las mismas para que no afecte tus ritmos circadianos.

4. Crea un ambiente pacífico
Mantén tu habitación fresca, oscura y tranquila. La luz en la noche puede hacer que sea difícil conciliar el sueño.

Considera usar persianas que oscurezcan la habitación, tapones para los oídos, ventiladores u otros dispositivos para crear un entorno que se adapte a tus necesidades.

Participa en actividades relajantes antes de acostarse, como por ejemplo, bañarse o usar técnicas de relajación, puede mejorar el sueño.

5. Limita el sueño durante el día
Las siestas largas durante el día pueden interrumpir el sueño nocturno. Limita el sueño a no más de una hora y evita dormir tarde en el día.

Sin embargo, si trabajas de noche, es posible que debas tomar una siesta tarde antes del trabajo para compensar la falta de sueño.

6. Incluye la actividad física en tu rutina diaria
La actividad física regular puede mejorar el sueño. Sin embargo, evita estar activa demasiado cerca de la hora de acostarse.

Pasar tiempo al aire libre todos los días también puede ser beneficioso.

7. Por la noche, relájate y despeja tu mente
Muchas personas tienen una rutina a la hora de acostarse que les ayuda a relajarse.

Se ha demostrado que las técnicas de relajación antes de acostarse mejoran la calidad del sueño y son otro tratamiento común para el insomnio.

En un estudio, el masaje relajante mejoró la calidad del sueño en personas con la afección.

Las estrategias incluyen escuchar música relajante, leer un libro, tomar un baño tibio, meditar, respirar profundamente y visualizar.

Prueba diferentes métodos y encuentra el que funcione mejor para ti.

8. Date un baño o ducha relajante
Un baño o ducha relajante es otra forma popular de dormir mejor, especialmente a las personas mayores.

Y, si no deseas tomar un baño completo por la noche, simplemente sumergir los pies en agua caliente puede ayudarte a relajarte y mejorar tu sueño.
Fuente: Una Mente de Mujer

salud & bienestar

Dejá tu comentario sobre esta nota

Artículos Relacionados

Teclas de acceso